Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 31 enero 2014

DSC_2140
En el cruce de las calles de Bucareli y Atenas se ubica el legendario Reloj Chino que resurgió de sus cenizas después de ser una victima más de la Decena Trágica cuando, desde la Ciudadela, no muy lejos de ahí, fue alcanzado por el fuego que intentaba derrocar a Francisco I. Madero, hace poco más de cien años.

El reloj fue un obsequio de parte de Puyi, el último emperador chino de la dinastía Qing, conmemorando el Centenario de la Independencia de México, y fue la comunidad de chinos residentes en nuestro país quienes tomaron la iniciativa de construir la torre en donde se colocó el reloj, la cual le fue encomendada a Lorenzo de Hidalga, la obra fue inaugurada en 1910 dentro de las celebraciones del centenario de la Independencia de México, su reconstrucción, nuevamente gracias a la comunidad china, estuvo a cargo del ingeniero civil Carlos Gorbea, el reloj fue reinaugurado el 27 de septiembre de 1921, según se lee en la torre; con motivo del Bicentenario de la Independencia de México, la revista China Hoy, contribuyó a la restauración del Reloj Chino en el 2010.

Es importante recordar que en este mismo lugar se encontraba la Fuente de la Libertad de Joaquín Heredia, que desapareció para siempre de la faz de nuestra ciudad.

Anuncios

Read Full Post »

DSC02466
Probablemente esta sea la única reproducción en bronce de la figura de Hernán Cortés en nuestra ciudad, sin embargo esta escultura no conmemora al conquistador, sino al fundador del Hospital de la Purísima Concepción y de Jesús de Nazareno, conocido como el Hospital de Jesús, primer hospital de América fundado en 1524 y que sigue dando servicio hasta nuestros días.

Según la Wikipedia Cortés ordeno que el hospital fuera construido para atender a los soldados heridos en la lucha contra los Aztecas y nombró como como primer director a Fray Bartolomé de Olmedo quien murió ese mismo año; en 1774 cuando los restos de Cortés fueron colocados la iglesia de Jesús por el Virrey Revillagigedo, al mismo tiempo, Manuel Tolsá creó este busto que se encuentra en el interior del Hospital.

Read Full Post »

DSC_1518
La Antigua Hacienda de la Teja, construida por el arquitecto Antonio Rivas Mercado entre 1900 y 1904, en el más puro estilo Art Nouveau, hoy en día alberga una extensa colección de figuras de cera, pero en un tiempo, por allá de los años setenta, estaba bajo el riesgo de ser demolida en cualquier momento.

La casa fue propiedad del abogado constitucionalista José Natividad Macías Castorena, al fallecer su propietario permaneció temporalmente abandonada, luego fue un restaurante, después alojó al Centro Nacional de Investigación, Documentación e Información Musical del Instituto Nacional de Bellas Artes, y en agosto de 1979 abrió sus puertas como el Museo de Cera de la Ciudad de México, actualmente la casona está catalogada como Patrimonio Histórico y como dice en la Pagina del Museo de Cera, conserva su antiguo lujo y belleza.

Ojalá que la suerte que corrió este maravilloso palacio ubicado en la calle de Londres # 6, de la colonia Juárez, que fue edificado por el autor de nuestro Monumento a la Independencia, la pudieran tener tantísimas construcciones centenarias, e incluso bicentenarias, que están tan llenas de olvido, humedad, desolación y polvo.

Read Full Post »

DSC_1449
Básicamente por su proximidad con el metro Chapultepec y siendo una estación de transborde para tres líneas, puedo asegurar que todos hemos pasado por el metro Tacubaya, así que considerando ese hecho, también todos hemos visto el conjunto de murales que se encuentran en la estación de la línea 1.

En ellos su autor, Guillermo Ceniceros, quien colaboró con David Alfaro Siqueiros en siete de sus murales más importantes (entre ellos, el magno proyecto del Polyforum Cultural), plasma en una superficie de aproximadamente 600 metros cuadrados una síntesis del códice Ramírez y del códice Boturini, la peregrinación de los mexicas desde su salida de Aztlan hasta su llegada al valle de México para fundar Tenochtitlan, las imágenes que aquí se muestran corresponden a esta segunda etapa, es importante resaltar que los murales están acompañados de cédulas informativas, de cualquier forma en la Pagina del Metro hay una explicación muy completa de la obra.
DSC_1413
Fundación de la gran Tenochtitlan

El águila, posada sobre un nopal, sostiene en su pico el símbolo Atl-Tlachinolli, “agua-fuego”.

Los Mexicas fundan su ciudad en el centro del lago de Texcoco, como lo manifestaban sus profecías.

DSC_1417
Tlatoanis o Reyes Mexicas aun bajo el dominio de los Tecpanecas de Azcapotzalco

Acamapichtli, Huitzilihuitl y Chimalpopoca.

DSC_1420
Tlatoanis o Reyes Mexicas a partir de la liberación de Azcapotzalco

Itzcoatl, Moctezuma Ilhuicamina, Axayacatl, Tizoc, Ahuizotl, Moctezuma Xocoyotzin y Cuitlahuac.

DSC_1421
Tlacaelel

Junto con los reyes se evoca, con un águila de teponaxtli de Malinalco al estadista mexica Tlacaelel, “el hombre del gran corazón”, definido como el “azteca entre los aztecas”, es a él a quien se le debe la triple alianza.

La Triple Alianza

Los tres personajes sentados representan la Triple Alianza que se llevó a cabo para que los mexicas se liberaran de los tecpanecas de Azcapotzalco.

Itzcoatl representante de Tenochtitlan
Nezahualcoyotl representante de Texcoco
Totoquiatzin representante de Tlacopan (Tacuba)

Cuahutemoc, el último tlatoani o emperador azteca
(aparece de pie entre Tlacaelel y la Triple Alianza).

DSC_1429

Huitzilopochtli

La deidad maxima de los mexicas, evocado en un disco solar.

Coatlicue

Madre de la tierra, también fue madre de Huitzilopochtli y la Coyolxauhqui (que aparece en la siguiente imagen).

DSC_1431

Coyolxauhqui
Esquina izquierda superior.

Principales deidades del Panteón Mexica

Tezcatipoca, Quetzalcoatl y Mictlantecuhtli.

Guillermo Ceniceros comenzó a trabajar en su mural Del códice al mural en 1996, y después de más de un año de arduo trabajo, fue inaugurado el 25 de mayo de 1987.

Read Full Post »

DSC_1249
Esta obra titulada Escudo Nacional se encuentra ubicada desde 1996 en la explanada de la delegación Cuauthemoc de nuestra ciudad, la realizó el escultor mexicano Carlos Espino, quien cuatro años atrás, es decir en 1992, habia entregado una escultura igual para el Palacio Legislativo de la Ciudad de Xalapa.

Un detalle curioso de esta escultura es que sobre el bronce se lee el nombre del autor Carlos Espino, luego la palabra México y finalmente el año 1969, por supuesto el escultor nacido en mayo de 1953 recién habia ingresado a la preparatoria en esa fecha, y aunque en esos años comenzó a recibir clases de modelado, no fue sino hasta 1972 cuando se incorporo a la Escuela Nacional de Artes plásticas.
DSC_1256
DSC_1254

Read Full Post »

Adivinanza # 5

DSC_1243
Esta peculiar casita, una esquina que se ubica en algún lugar de la Ciudad de México, pero que también tiene presencia en nuestro inconsciente colectivo rocanrolero, muy probablemente sea en esencia de lo más ordinario que existe en el mundo, pero definitivamente tiene su encanto, empezando por aquel aquella bandera que cuelga de los Beatles en una de sus ventanas.

Si no alcanzan a identificar en donde ha estado siempre esta construcción, pueden encontrar una pista haciendo clic en la imagen de arriba, pero si definitivamente no dan una, para que no se queden con la duda tienen la última opción que es hacer clic en el botón rojo que les aclarará el acertijo.
DSC04293

Read Full Post »

DSC_0985
El Corredor Peatonal Francisco I. Madero, por lo regular tan congestionado, con tantísimo gentío, donde siempre hay algo que ver, incluso más allá de los burdos super héroes y botargas de caricaturas de televisión, nos podemos encontrar con soldaditos como con los que jugábamos en nuestra infancia, aquellos de plástico verde, pero también con personajes cotidianos de un pasado que se fue llevándoselos para siempre, como este par de revolucionarios con un toque vintage, que hay que reconocer el excelente trabajo que realizaron para personificarse.

Esto nos recuerda que sobre esta misma calle en los tiempos de la caída del usurpador Huerta, este año hace exactamente un siglo, un revolucionario pidió una escalera para subir y cambiarle el nombre a la calle, la placa que coloco decía Francisco I. Madero, y el revolucionario era Pancho Villa.

Read Full Post »

Older Posts »